El concejal de Cultura, Turismo y Patrimonio, José Manuel Higueras participó ayer en una novedosa y fantástica exposición del escultor granadino José Miguel Pino denominada ‘Awa’ y que permanecerá abierta en la capital hasta el próximo día 26 de marzo en horario de 10 a 14 y de 16 a 18 horas.
Higueras ha puesto en valor esta nueva muestra que viene a dar una respuesta desde el Patronato de Cultura que trabaja de manera sostenida durante todo el año «luchando para que la cultura sobreviva a la pandemia y que los creadores, tanto a nivel escultórico, como pintores y artistas de toda índole, tengan cabida en esta ciudad». Así ha puesto como ejemplo claro esta exposición de José Miguel Pino, «con obras inspiradas en la naturaleza, un artista que siendo de Granada ha expuesto primero en Jaén sus creaciones para que podamos disfrutar de ellas».
Por su parte, el autor ha destacado el acercamiento de esta obra a los jiennenses a través de su muestra de figuras realizadas en forja artística y ha resaltado su vinculación con la fauna salvaje pues estuvo en un grupo de observación de animales que le marcó hasta la actualidad. Así ha relatado que aunque es informático su familia siempre le animó a que se dedicara al arte. Pino se ha alegrado de que su primera exposición sea en Jaén pues cuenta también con familiares en esta tierra a la que le une una conexión especial. De sus obras se detiene en el estudio de la anatomía del animal, algo indispensable para poder captar su esencia y dotar a su obra de cierta dinámica.
Pino nació en 1979, es técnico superior en Escultura, especialista en forja y licenciado en Bellas Artes por la Universidad de Granada. Fue galardonado con el primer premio de la Fundación Robles Pozo por su obra ‘Chrysaeotos’, un águila en metal que se ha convertido en una de sus obras más conocidas.
Este mes de marzo nos trae hasta Jaén una muestra de su arte de crear con forja el mundo animal. Una dedicación que ha sabido aprovechar en tiempos de pandemia y crisis sanitaria, y además exportar a través de las redes sociales, ganando adeptos y notoriedad a nivel nacional e incluso internacional. Los materiales que utiliza en sus esculturas como bronce o acero le han permitido crear desde cero y detenerse en la fauna salvaje realizando en un primer momento modelos de cera, alambre o arcilla para sacar los moldes que después se convertirán en las figuras que se recogen en esta exposición, un trabajo que a su juicio resulta muy «costoso y lento» según indica. Para llegar a estos resultados el artista ha tenido que realizar un amplio estudio en la fauna animal dando como resultado una obra realista que aguanta la postura con la que ha sido creada. De su creciente interés y fama en redes sociales se abren ahora nuevos proyectos internacionales que aumentan su potencial artístico. De aquí viajará el próximo mes de junio hasta la localidad malagueña de Nerja donde expondrá de manera individual su obra al igual que en la capital jiennense.